El tiempo no me da, La situación me supera, Extras..., Cambio de temporada, Me voy a mudar. Socorro!!, No se qué ponerme, Situaciones inesperadas

Organízate el día

Si la semana pasada te proponía medidas para poder organizarte mejor las mañanas, esta semana las propuestas son para organizarte mejor durante el día.

enjoy order 7.jpg

Source: pixabay.com

Tanto si trabajas en casa como si lo haces fuera, hay una serie de cosas que puedes hacer para evitar perder el tiempo y poder terminar las cosas a tiempo. Mira:

  • Es muy útil organizarte la semana con un planificador semanal. En él puedes repartir las diferentes tareas o los eventos que tengas planeados (reunión, almuerzo, salida, visita, ...) para que las cosas que te vayan surgiendo en el día a día las puedas repartir sin que te afecten o se solapen con las que ya tienes planificadas.
  • Cuando empieces trabajar, haz un listado de todo lo que tengas que hacer ese día. Pon primero las cosas urgentes, es decir: las que tienen una fecha límite de entrega. Entre las urgentes, clasifica en función de la proximidad a la fecha límite. Después de las urgentes, pon las importantes. Estas serán más o menos importantes en función de las consecuencias que supongan su entrega . Finalmente irán los trabajos no urgentes y no tan importantes.

 

  • Aparte de hacer la lista con las tareas, es importante repartir el tiempo que vas a dedicar a cada una de ellas para no entretenerte más de la cuenta.
  • Contestar los correos electrónicos y actualizar las redes sociales es un consumidor de tiempo bestial! Destina una parte de tu tiempo a hacerlo, pero un tiempo limitado. Una vez lo hayas hecho, apágalo todo y concéntrate en las tareas de tu listado. Las interrupciones constantes de los mails, mensajes o avisos de las redes, hacen que cada vez que tengas que reanudar el trabajo, tardes un tiempo en recuperar el hilo de lo que estabas haciendo para poder continuarlo.
  • Ten la mesa ordenada y sólo con las cosas que necesites. El resto las puedes guardar en cajones o tirar, si son cosas que ya no utilizas o documentos ya no vigentes. Cualquier cosa que tengas puede ser una distracción.
 Source:  pixabay.com

Source: pixabay.com

 

  • Los documentos, tanto los digitales como los físicos, deben estar archivados de manera eficiente. Es decir, de una manera que te sea muy fácil recuperarlos cada vez que los necesites. Crea diferentes carpetas par cada una de las categorías de documentos que utilices (albaranes, facturas, mails, dossiers, presentaciones,...) e incluso, lo puedes ir clasificando en subcarpetas por año.

También lo puedes hacer así con las fotos o vídeos que tengas en el trabajo o en casa.

  • Reserva los últimos minutos de la jornada laboral a planificar el trabajo del día siguiente en función de cómo te haya ido el día y de si has terminado las tareas que tenías pendientes.

Organízate el día de manera eficiente y verás como de golpe, te parece que tienes mucho más tiempo para hacer las cosas ; -

 Source:  pixabay.com

Source: pixabay.com